lunes, septiembre 11

Consejos de un amigo

Busca siempre un buen sitio para vivir, los vecinos pueden convertirse en tus amigos y te podrán ayudar a conseguir tus metas. Habla con toda la gente que puedas, pregunta has pequeñas atenciones, todos pueden ayudarte en dereminado momemto. 


El dinero no lo es todo, pero es muy importante, no debemos obsesionarnos  con conseguirlo, pero hay que verlo como lo que es, un recurso que utilizamos para vivir bien y para ir logrando conseguir metas.


El crédito es muy importante, pero hay que saber manejarlo. El negocio financiero se basa en la confianza  en que el cliente va a retornar el dinero en el tiempo previsto y si puedes hacerlo antes verás que se te pueden abrir nuevas puertas.


El ahorro fundamental cuando se quiere crecer, busca asesoría en los institutos financieros, comienza a hacer un portafolio con distintos tipos de inversiones, puedes considerar la compra de divisas, comodities, acciones u otros productos financieros, hay cosas más rentables ciertamente, pero con riesgos mayores, como por ejemplo establecer un pequeño emprendimiento, si lo haces considéralo parte importante de tu portafolio, pero no descuides las otras inversiones. No se deben poner todos los huevos en un solo canasto. 


La honestidad es el valor más buscado en la,sociedad y especialmente en los negocios y el mercado laboral, una buena reputación es la mejor carta de presentación y garantía de que te facilitarán algunas cosas como el crédito, la permanencia en un empleo.


Actúa siempre dentro de la Ley, los trabajos informales en oportunidades llevan al quebrantamiento de ciertas reglas, actuar fuera de la Ley conlleva a sanciones penales y pecuniarias y comporta el riesgo de perder lo que has logrado  con tu esfuerzo.


El trabajo dignifica, cualquier trabajo es bueno, pero debemos apuntar hacia los mejores tomando en cuenta siempre que te desenvolverás mejor en los que más te gustan, lo ideal es que estés capacitado para el trabajo que tomes, pero siempre debe haber la disposición de aprender y así ascender.


Un título no lo es todo, abre muchas puertas ciertamente, pero lo más importante es el conocimiento y la forma de aplicarlo,  una vez  enrolado en tu trabajo no volverán a ver tus credenciales sino tu desempeño.


El dinero es el género en los negocios, los productos y servicios son la especie, si logras entrar en el negocio financiero estarás varios pasos arriba, pero de nuevo, el dinero no lo es todo, los números son fríos.


Un estudio hecho hace más de veinte años dio como resultado que los dos negocios más seguros y rentables en América Latina son comprar dólares y comprar inmuebles en ciudades importantes, preferiblemente locales comerciales o galpones industriales, pero si estás comenzando puedes optar por otras cosas como terrenos, pequeñas viviendas o  depósitos en almacenadoras. Los inmuebles traen una ventaja adicional: pueden ser usados como garantía lo cual da acceso al crédito.


Hay servicios que es mejor  recibir que dar. Irá a una discoteca de vez en cuando es muy divertido, pero cuando trabajas en una termina la diversión, igual ocurre cuando trabajas en un cine, en un teatro o en un canal de televisión. 


Nunca te subestimes, es importante conocer tus defectos, pero es más importante conocer tus cualidades, los defectos pueden superarse o al menos manejarse, a las virtudes y las habilidades están para ser explotadas. 

Todo reto es superable, aspira alto, nunca te consideres menos que los demás, si otros ha podido tú también puedes y es posible que si otros no lo lograron tú puedas a llegar a ser el primero en hacerlo. Con paciencia y constancia todo puede lograrse. 


Recuerda siempre que la meta principal en la vida no es el éxito sino la felicicidad, se puede ser exitoso y no ser feliz, pero ser feliz es siempre un éxito. 


miércoles, agosto 9

Mi testamento


El día de hoy ocho de agosto de 2.017, gozando de la plenitud de las facultades mentales que en mi son normales he decidido hacer esta manifestación de voluntad, que espero no sea la última, pero que hoy es la definitiva: 

PRIMERO: Quisiera vivir mil años más rodeado de mi familia, mis amigos y mis perros, en esta tierra, conociendo gentes amables y disfrutando de los manjares que nos ofrece, preparados con amor por gente querida y acompañados por un copita de un buen vino u otro licor que active mi espíritu. Pero sé que es imposible vivir tantos años y tampoco es probable que nadie pueda soportar por tanto tiempo mis achaques.

SEGUNDO: A mis hijos quiero dejarles el más preciado tesoro que heredé mis padres, el cual espero haber administrado bien y haber hecho crecer durante mis años de vida: el amor y la veneración por la familia, los valores que me fueron inculcados, el respeto al prójimo y  a Dios.

TERCERO: A mi esposa le dejó el amor que ya le entregué, los que no le dí porque quedaron guardados en algún cajón olvidado en el que tuve muchos años enfados que hoy doy por olvidados.

CUARTO: A los amigos, a mis compadres, a mis ahijados, a los hermanos de la vida y a los hijos del corazón la eterna gratitud por haber entrado en mi vida y haberme ayudado a llevar la carga, compartiendo la mesa, los tragos, las risas y las  lágrimas. A la ellos todos les agradezco el haberme enseñado una forma más pura de amar cuyo mayor objetivo fue compartir momentos felices sellados por abrazos y  sin necesidad besos o caricias porque estaban en el alma.

QUINTO: A qienes  trabajaron conmigo además de incluirlos en el número anterior, pues siempre fueron amigos por encima de todo han sido amigos les dejo las experiencias compartidas para que tomen de ellas lo que consideren positivo y también para que las usen para que en un futuro no vayan a repetir mis errores, pues quiero que sean mejores que lo que yo he sido. 

SEPTIMO: A todos los que he mencionado les dejo mi cariño y le pido que perdonen los desaciertos y les pido que me recuerden como alguien que simplemente quiso ser feliz y hacer felices a otros, alguien que cultivaba alimentos y flores, que aprendió  a cocinar por pasión, no por negocio, que hacía jardines  para alimentar el espíritu, no para llenar los bolsillos.

OCTAVO: Pido finalmente que me entierren a la sombra de un pino laso y que en lugar de una lápida pongan sobre mi fosa una piedra en la que graben un glifo como los,que hacían los verdaderos dueños de estas tierras. No quiero llanto, pues además de no creer merecerlo preferiría risas y buenos recuerdos, una canción de Lois Amstrong, una de Serrat, una de Yordano,  una de Chucho corrales y La Ruana haciendo honor a la tierra de mis padres. 


Había pensado pedirle a un amigo que hiciera unos pasteles de yuca para el funeral, pero como no seré yo el que pueda disfrutarlos no le voy a poner ese pereque, más vale que le de un par de patadas a la tumba y diga allí quedaste bien viejo....

sábado, julio 29

Grande

Una noche fuí con mi esposa y con mi hija a comerme un perro caliente cerca de casa. Una esquina frente a la casa de mi amigo Roger Parra, un muchachito muy joven atendía el negocio, Camila lo conocía, trabajaba en el gimnasio del Dorado, era Gustavo Villamizar, el chamo que mataron ayer a escasas cuadras del sitio.


Gustavo era un joven trabajador, emprendedor, estudiaba en la Unefa y todas las noches exponía su vida ante la inseguridad y el riesgo de tener un negocio en la calle. Quería una vida mejor, por eso seguramente se arriesgó también desafiando a la Guardia, por eso murió por un sueño, que es el sueño de muchos de nosotros: un país libre. 


Valga tu sacrificio para que tus amigos puedan vivir en libertad. Mucho dolor para ellos y tu familia, mucho dolor para un pueblo entero. Gustavo  te mataron, pero tu espíritu permanece entre nosotros. Eres grande muchacho. Siempre te recordaremos. 


JLR. 29/07/17

lunes, julio 17

Un día de sol

Un día soleado en San Cristóbal en medio de la época de lluvias, toda la semana habíamos visto fuertes lluvias y el arco iris había engalanado el cielo sobre el hermoso valle que nos alberga; era el presagio de lo que iba a ocurrir el 16. La gente salió a la calle llena de alegría y esperanza y volvió a manifestarse la cordialidad de nuestro gentilicio. 


Son características de nuestro pueblo la alegría, la solidaridad y la hermandad, eso parecía haberse estado diluyendo por consecuencia de los duros golpes de un proceso político en el que trataron de avivar las diferencias de clase, algo que no había tenido relevancia en nuestra gente, pues durante muchos años ricos, pobres, blancos y mestizos, obreros y profesionales habían compartido la mesa, habíamos acudido a las mismas aulas en los liceos y universidades y lo más importante nos sentíamos orgullosos de un mismo gentilicio.


En estas dos décadas se trató de sembrar el odio de clases, se le dieron armas y motocicletas a unos pocos para defender un proceso que aunque predica la igualdad en realidad lo que ha hecho es resaltar las diferencias entre las personas. Más que una lluvia esa invernada ha sido una tormenta que ha caído sobre un país acostumbrado a días de sol propicios para compartir con la familia y los amigos. El 16 salió el sol, nos reunimos en las calles frente a urnas de cartón para manifestar la voluntad de dar por terminada la tormenta y rendir homenaje a los días de sol que esperamos.


Hubo música, bailes, gente cantando, tocando violines, los jóvenes ayudando a los mayores, los vecinos compartiendo sus alimentos con quienes llevaron adelante un intachable proceso que más que una elección fue la demostración de la voluntad de rescatar el país que queremos, ese que vamos a construir unidos, el que nuevamente verá brillar el sol para todos, en donde nos sentiremos seguros de que los niños salgan a jugar con sus amiguitos. Hay que decir que no hubo alcohol pero si muchos abrazos y encuentros con viejos y nuevos amigos, todos bajo un sol de esperanza.

miércoles, julio 12

Horas decisivas

Vivimos momentos decisivos en la historia de Venezuela. El próximo domingo 16 habrá una consulta popular en la que se busca demostrar al mundo que el país rechaza el rumbo que quiere darle la tiranía que lo gobierna; pero este es sólo un primer paso hacia lo que podría ser el desenlace definitivo de la lucha de la gente por la liberación del país.


Para el lunes 16 se ha preparado la llamada hora cero, que posiblemente sea el inicio de una acción de máxima contundencia que sospechamos sería la convocatoria a un paro nacional. El hecho es que se debe hacer algo  después de cien día en resistencia y cien muertos en la lucha  sin obtener más respuesta que sangre, amenazas y torturas a los manifestantes mientras cínicamente el presidente se muestra bailando salsa en las calles de Caracas.


Está llegando el momento de demostrar quienes son los líderes y la gente del gobierno lo sabe, por eso tratan de ahondar  las divisiones, juegan piezas de ultima hora, amenazan de muerte a los presos políticos para en un macabro sainete hacerlos agradecer la bondad de haberles perdonado la vida para aparecer como verdugos compasivos.


Algo es cierto, los personeros del régimen son maestros de la manipulación y los demócratas hasta ahora sólo hemos demostrado ser unos ingenuos pacifistas frente a un enemigo armado hasta los dientes. Los recursos económicos que manejan son inmensos, se pueden medir de algún modo los del petróleo, pero es imposible medir los del negocio de las drogas. 


No podemos esperar entonces que la respuesta del régimen ante las acciones que se avizoran sean algo así como una pacífica renuncia o una huida cobarde entre gallos y media noche. Ellos están dispuestos a dar la pelea y lo han repetido hasta la saciedad. Tendría que aparecer un factor inesperado para que la próxima semana se resuelvan los problemas, por eso hay que estar preparados.

martes, mayo 30

El trabajo que no hicimos

Le preguntaba Neruda a su hijo sabia de donde venia y con su pluma de poeta se respondía que del mar y de la nieve, de una noche de amor o de muchas millas de viaje. Motor de la vida son los hijos, por ellos damos todo, son la fusión del sentir de quienes se aman, son esperanza y alegría, pero también son la conciencia y aveces son dolor porque nos duele lo que les duele a ellos,  quizá más que a ellos.

A nuestros hijos hoy les duele el país y se  lanzan a la calle a luchar por lo que quieren; sale allí la conciencia porque nos dan una lección y nos animan a luchar con ellos, pero sobre todo por ellos. Pero  nos duele porque que no es justo que tengan que hacer el trabajo que no hicimos por ellos y duele la sangre que derraman otros jóvenes en la lucha, porque como dijo otro poeta el que tiene un hijo, tiene todos los hijos del mundo.

miércoles, mayo 17

TAL CUAL MAD MAX

Sólo comparable con escenas de la película Mad Max fue lo que nos tocó vivir hoy en la autopista que conduce a San Cristóbal, casi llegando a Táriba, en el desvió hacia Palmira, después de esquivar decenas de barricadas, transitar por atajos, sobre escombros, autos quemados y desviarnos por los suburbios, al retomar la autopista vimos como un motorizado y su parrillero atracaban a un peatón y le despojaba de su morral, luego al llegar al cruce nos alcanzaron y fuimos rodeados por cinco motos conducidas por encapuchados quienes nos hicieron bajar los vidrios de las ventanas y nos pidieron los celulares. Nos pidieron que no los siguiéramos  y  luego pasamos por encima de las ramas de la barricada. Seguimos  viendo escombros y las calles vacías, afortunadamente e uno de los muchachos que trabajan conmigo logró salvar su celular y pudimos comunicarnos  con la familia,  nos contaron que los atracadores le metieron un tiro a un conductor que se negó a entregar sus pertenencias. En este momento ya bajo resguardo en casa escucho detonaciones a lo lejos. Así estamos